¿Cómo se motiva a un adolescente perezoso?


La motivación es una parte esencial de la vida. Nos ayuda a conseguir objetivos y a alcanzar todo nuestro potencial. Sin embargo, la motivación no siempre surge de forma natural. De hecho, a veces parece que surge de la nada.

Para los adolescentes, la motivación puede ser especialmente difícil de conseguir. A menudo les cuesta encontrar su motivación y se distraen fácilmente. Si tienes un adolescente que tiene dificultades para concentrarse, aquí tienes cinco formas de motivarle

Si tienes un adolescente al que le cuesta motivarse para estudiar, quizá debas tener en cuenta estas 5 formas de motivarle.

Lo que motiva a los adolescentes

Los adolescentes necesitan distintos tipos de motivación que los adultos. Por ejemplo, puede que no sientan la misma sensación de urgencia que nosotros cuando se trata de hacer las cosas. En cambio, tienden a centrarse en lo que ocurrirá en el futuro en lugar de en lo que hay que hacer ahora mismo. Esto hace que sean menos propensos a actuar hasta que haya algo en juego para ellos.

Además, muchos adolescentes no ven que tengan un control real sobre sus vidas. Por eso, es más probable que se rindan si creen que no van a tener éxito. Para ayudar a tu hijo a superar esta mentalidad, prueba a utilizar algunos de estos consejos:

1) Asegúrate de que sabe lo importante que son sus estudios. Dígale por qué el aprendizaje es tan valioso.

2) Ayúdale a entender que el éxito depende del esfuerzo. Recuérdale que, aunque tenga buenas notas, aún no domina todas las asignaturas. Sólo mejorará con la práctica.

3) Anímale a establecer expectativas realistas sobre sí mismo. Hazle saber que, por mucho que se esfuerce en estudiar, probablemente no llegará a ser perfecto de la noche a la mañana.

4) Muéstrale ejemplos de personas que han triunfado a pesar de su retraso académico. Estas historias podrían inspirarle a seguir trabajando para conseguir su objetivo.

5) ¡No dejes que abandone antes de esforzarse más! Los adolescentes no suelen estar dispuestos a esforzarse más si no creen que ya han fracasado. Así que asegúrate de que entienda que el fracaso no es necesariamente permanente.

6) Dale opciones. Cuando a los niños se les dan opciones, es más probable que elijan una opción en lugar de no hacer nada. También puedes utilizar recompensas para fomentar un comportamiento positivo. Por ejemplo, ofréceles incentivos como tiempo libre o dinero tras completar los deberes.

7) Ten paciencia. Los adolescentes suelen necesitar mucho estímulo y apoyo de padres y profesores. Intente evitar los comentarios negativos porque suelen ser contraproducentes. En su lugar, elógielo por los pequeños logros.

8) Llevar un control de los progresos. Llevar un registro del rendimiento académico permite a los alumnos controlar su propia mejora. Además, permite a los padres saber si sus hijos están cumpliendo sus objetivos educativos.

9) Establecer plazos claros. Establecer fechas concretas permite a los adolescentes planificar con antelación y prepararse en consecuencia.

Motivar a mi hijo para que haga sus tareas escolares

Además, establecer plazos razonables ayuda a los adolescentes a gestionar mejor su carga de trabajo. Podrán saber exactamente en qué punto se encuentran respecto a otras tareas sin sentirse abrumados por demasiados proyectos. Utiliza la tecnología de forma inteligente. La tecnología ofrece una gran cantidad de oportunidades para ayudar a los adolescentes a organizarse y hacer las cosas. Sin embargo, la mayoría de los adolescentes tienen poca experiencia en el manejo de dispositivos digitales. Si es posible, enséñales primero los conocimientos básicos de informática. A continuación, enséñeles a acceder a recursos en línea como el correo electrónico y las cuentas de redes sociales. Por último, proporciónales aplicaciones diseñadas específicamente para organizar los materiales de estudio.

Motivar a los alumnos que no van bien

Si las notas de tu alumno son bajas, no des por sentado que no se preocupa por su educación. Puede que simplemente necesite más motivación. Aquí tienes varias formas de aumentar su interés por los estudios:

1) Hacer preguntas. Los estudiantes tienden a disfrutar respondiendo a las preguntas cuando se sienten seguros de la materia. Esto aumentará su nivel de confianza y, con suerte, hará que obtengan mejores resultados en los exámenes.

2) Ofrezca temas interesantes. Los temas que despiertan la curiosidad suelen dar lugar a un mayor compromiso que los que aburren a los estudiantes.

3) Ofrecer pruebas exigentes. Las pruebas que suponen un reto para los conocimientos y las capacidades de los alumnos deben producir resultados de alta calidad.

4) Premiar las respuestas inteligentes. Dar premios por las respuestas correctas anima a los alumnos a prestar atención durante las clases y los concursos.

5) Sé creativo.

¿Cómo lidiar con un adolescente perezoso y desmotivado?

- No puedes obligarles a estar motivados.

- Tienes que soltar el control.

- Hay que poner límites.

- Necesitas paciencia.

Entradas recientes

es_ES